Fotos que dicen/30

recorte

El Progreso, Chacarita – Ph: Café contado

Los amigos del barrio pueden desaparecer 
los cantores de radio pueden desaparecer 
los que están en los diarios pueden desaparecer 
la persona que amas puede desaparecer. 
Los que están en el aire pueden desaparecer en el aire 
los que están en la calle pueden desaparecer en la calle. 
Los amigos del barrio pueden desaparecer, 
pero los dinosaurios van a desaparecer. 
No estoy tranquilo mi amor, 
hoy es sábado a la noche, 
un amigo está en cana. 
Oh mi amor 
desaparece el mundo 
Si los pesados mi amor llevan todo ese montón de equipajes en la mano 
oh mi amor yo quiero estar liviano. 
Cuando el mundo tira para abajo 
yo no quiero estar atado a nada 
imaginen a los dinosaurios en la cama.

Los dinosaurios, Charly García (1983)

 

Bar Difei

20140702_115431El Bar Difei es unos de los ochentosos que aún siguen abiertos en esta segunda década del siglo XXI. Los actuales propietarios lo regentean desde 1975 y sostienen que como mínimo mantiene el rubro comercial desde los años ’30 del siglo pasado. Hoy un amplio salón unifica lo que fue un Almacén-Bar tan frecuente en los arrabales de la ciudad: la esquina funcionaba como despensa y por una puerta se pasaba al más pequeño bar para saborear bebidas espirituosas. Su nombre proviene de la conjunción de dos apellidos españoles: Díaz, aporta la primera sílaba; sobre Fei los testimonios pierden solidez y no hay certezas del apellido original que representa. En tiempos de Mundial Brasil 2014 el Difei se luce orgulloso a cada rato por la TV, es la locación elegida por la cervecera Quilmes para su ya famoso comercial #VamosCarajo donde se destacan el viejo televisor con caja y dos de sus mozos. Sigue leyendo

Fotos que dicen/24

20130503_142149

(Bar Florencio Sánchez, Deán Funes y Chiclana, Parque Patricios)

Quizás porque no soy un buen poeta
puedo pedirte que te quedes quieta
hasta que yo termine estas palabras.

Quizás porque no soy un gran artista
puedo decir “tu pintura está lista”
y darte, orgulloso, este mamarracho.

Quizás porque no soy de la nobleza
puedo nombrarte mi reina y princesa
y darte coronas de papel de cigarrillo.

Quizás porque soy un mal negociante
no pido nada a cambio de darte
lo poco que tengo: mi vida y mis sueños.

Quizás porque no soy un buen soldado
dejo que ataques de frente y costado
cuando discutimos de nuestros proyectos.

Quizás porque no soy nada de eso
es que hoy estás aquí en mi lecho.

Quizás porque (Charly García, 1972)

 

 

“Quizás porque no soy un restó ni delí o gourmet,
es que hoy estás en un café”

Café contado