Yeite Café

En Villa Crespo, Humboldt 293, frente a la cancha de Atlanta, entre talleres mecánicos y casas bajas, barrio en estado puro, abrió Yeite Café. Una propuesta, y corajudo desafío, de Jessica Trosman & Pamela Villar.

20140626_103205

Yeite Café parte de una identidad de marca que merece dos comentarios especiales. En primer lugar, su nombre. “Yeite” es un vocablo de nuestro lunfardo que tiene varios usos: “ocasión, asunto, negocio turbio”. La palabra procede del portugués “geito”, que significa aptitud, disposición natural para alguna cosa. Para los tangueros yeite son trucos musicales, arreglos secretos, o también define un modo de ser, la posta del tango y del porteño, nuestro yeite. El segundo comentario tiene que ver con haberle puesto el calificativo de “Café” como toda definición de concepto del lugar. Hoy es muy común anexarle palabras (generalmente francesas) a las propuestas gastronómicas cuando el concepto “Café” es un paraguas lo suficientemente fuerte e identitario que a los porteños no otorga sentido de pertenencia y dispara nuestro imaginario sin requerir de mayores aclaraciones. (Otro ejemplo similar de uso es el Café Rivas de San Telmo que pronto será contado). Sigue leyendo